sensibilidad dental

¿Crees que sufres sensibilidad dental? Estas son las causas y soluciones

simonblas Blog, Salud bucodental

¿Tomar una bebida caliente supone un esfuerzo para ti? ¿No puedes comer alimentos dulces o ácidos porque notas un dolor agudo en tus dientes? Tal vez padezcas sensibilidad dental, una dolencia que afecta a 1 de cada 7 personas en España y que suele aparecer entre los 18 y los 40 años.

¿Qué es la sensibilidad dental?

La sensibilidad dental es un dolor agudo y temporal que se produce en una zona localizada de la boca: la dentina, que es la encargada de conectar con las terminaciones nerviosas de los dientes a través de miles de tubos microscópicos llamados túbulos dentinarios.

El dolor aparece cuando la dentina que, en condiciones normales, está protegida por la encía, el cemento radicular y el esmalte dental, queda expuesta a elementos externos. De esta forma, al cepillarnos los dientes, ingerir alimentos calientes o fríos en exceso y beber refrescos ácidos, provoca molestias porque no hay nada que proteja las terminaciones nerviosas del diente.

¿Cuáles son las causas de la sensibilidad dental?

Hay numerosas causas por las que podemos tener sensibilidad dental, aunque las más comunes serían las siguientes:

  • Abusar de comidas y bebidas ácidas (refrescos carbonatados, zumos cítricos…).
  • Hacer un cepillado demasiado fuerte o con una pasta dental abrasiva, que va desgastando el esmalte dental con el tiempo.
  • La mala higiene bucal también puede fomentar la aparición de la sensibilidad dental.
  • La recesión de las encías, provocada cuando queda al descubierto parte del diente que antes estaba oculto bajo la encía, puede llegar a ocasionar dolencias como la gingivitis (inflamación de las encías).
  • El hábito involuntario de rechinar los dientes (bruxismo) puede producir que la dentina quede expuesta.
  • Las caries, al igual que los dientes partidos o astillados.
  • Determinados tratamientos como los empastes, el blanqueamiento dental o una ortodoncia.

¿Cuáles son las causas de la sensibilidad dental?

Antes de nada, es necesario que acudas a tu dentista para confirmar si tienes sensibilidad dental y cuál es la causa. Además, en la propia clínica podrán recetarte un tratamiento concreto.

Por otro lado, hay una serie de hábitos que puedes incluir en tu día a día y que favorecerán la reducción de las molestias.

Una buena higiene bucal ayudará a reducir los síntomas o frenará la aparición de la sensibilidad dental. Esto incluye no solo lavarse los dientes 3 veces al día, sino también usar hilo dental y colutorio, al menos, una vez al día después del cepillado.

También es recomendable usar un cepillo suave y una pasta dental específica. En este caso los resultados no son inmediatos por lo que la mejoría no se notará hasta pasadas cuatro semanas aproximadamente.

Es aconsejable no tomar alimentos que contribuyan a acrecentar las molestias: bebidas cítricas, carbonatadas y demasiado calientes o frías. Igualmente hay que moderar el consumo de los alimentos ácidos o con exceso de azúcar.

En definitiva, existen medidas preventivas que pueden ayudar a la aparición de la sensibilidad dental, pero si estás dentro del 19% de la población que la sufre, lo mejor es acudir a tu clínica dental y que te receten el mejor tratamiento para que, siguiendo estos consejos, puedas gozar de una salud bucodental envidiable.