gingivitis

Gingivitis: qué es, cuáles son sus síntomas y cómo se trata

simonblas Blog, Salud bucodental

La gingivitis es una enfermedad bucodental que se caracteriza por la hinchazón de las encías y el sangrado de las mismas.

Se trata de una afección inicial que se desarrolla en las encías y cuyo tratamiento es sencillo.

Causas y síntomas de la gingivitis

La causa que más importancia tiene en esta enfermedad es la mala higiene bucal.

Los principales síntomas de la gingivitis son las encías de aspecto rojizo, fundamentalmente inflamadas y sensibles. Las encías pueden llegar a sangrar cuando se realice el cepillado de los dientes.

Otro síntoma de esta enfermedad es que los dientes han retrocedido, es decir, su apariencia muestra un aspecto de dientes alargados.

Esta enfermedad puede ocasionar la creación de unas bolsas entre los dientes y las encías donde se unifican las bacterias y los restos de comida. Determinadas personas pueden tener mal aliento cuando la enfermedad aún no se ha desarrollado del todo.

gingivitis

Prevención de la gingivitis

Para prevenir la gingivitis es necesario mantener una buena higiene bucodental. Por eso, es muy conveniente que te cepilles los dientes entre 2 y 3 veces al día, después de cada comida. Además, puedes complementarlo con el uso del hilo dental para eliminar mejor los restos de alimentos que se quedan entre los dientes.

Aun teniendo una cuidadosa higiene dental, en determinadas ocasiones quedan restos de placa, por lo que es conveniente realizar una limpieza dental cada 6 meses.

La placa de los dientes se origina en la superficie de los dientes, las encías. Es muy difícil que se vea a simple vista, aunque tiene un aspecto blanco o amarillento, cuya consistencia es blanquecina.

Para prevenir la gingivitis es necesario mantener una buena higiene bucodental. Por eso, es muy conveniente que te cepilles los dientes entre 2 y 3 veces al día, después de cada comida. Además, puedes complementarlo con el uso del hilo dental para eliminar mejor los restos de alimentos que se quedan entre los dientes.

Aun teniendo una cuidadosa higiene dental, en determinadas ocasiones quedan restos de placa, por lo que es conveniente realizar una limpieza dental cada 6 meses.

La placa de los dientes se origina en la superficie de los dientes, las encías. Es muy difícil que se vea a simple vista, aunque tiene un aspecto blanco o amarillento, cuya consistencia es blanquecina.

gingivitis

Tratamiento de la gingivitis

En cuanto a su tratamiento, podemos decir que cuando aparece esta enfermedad no se experimenta dolor. Sin embargo, si no se trata puede llegar a derivar en una periodontitis, enfermedad caracterizada por la pérdida de inclusión de colágeno, llegando incluso a la posible pérdida del hueso. Esto supone la pérdida irremediable del diente.

Una vez que la gingivitis es diagnosticada, el objetivo es disminuir la hinchazón de las encías. Para ello, se realizará una limpieza dental profesional para quitar el sarro.

Esta limpieza se hará mediante los siguientes pasos:

1. Utilización de ultrasonidos: a través de ellos se eliminará el sarro.

2. Mezcla de profilaxis: lo que producirá el aumento de la nivelación del flúor, mejorará la limpieza y, además, quitará las manchas de los dientes.

3. Colocación de tiras interproximales: se sitúan entre los dientes para así poder mejorar la higiene en aquellas zonas a las que no sea fácil acceder.

El tratamiento puede ser complementado con la utilización de enjuagues bucales y colutorios durante una semana. La hinchazón y sangrado de las encías debe abreviarse pasada una o dos semanas de la limpieza realizada y el cuidado de la higiene dental hecho en casa.

  • Genera una mayor higiene bucal
    Uno de los más relevantes es el que te permite desarrollar una mejor higiene dental y bucal durante el proceso del tratamiento, hasta el punto de que te permitirá cepillarte los dientes como casi siempre y sin tomar especiales medidas de precaución. Otra de sus principales aportaciones reside en el hecho de que en este proceso de limpieza verás que no se afecta el esmalte de las piezas dentales.
  • Evita manchas en los dientes
    Otra ventaja es que durante el tratamiento se reducirá de forma muy notable la aparición de manchas en los dientes.
  • Tratamiento más corto
    Por otra parte, contarás con la gran ventaja de que la duración de este procedimiento dental es inferior a la de otros, con una revisión para poner de manifiesto cómo es el estado real de la evolución y cuáles son los resultados generados en tu dentadura.
  • Para todas las edades
    Además, este procedimiento está indicado para toda clase de segmentos sociales, desde un perfil más joven a los más adultos. De cualquier manera, rápidamente notarás cuáles son los efectos positivos sobre esta parte tan importante de tu cuerpo.